pechugas-de-pollo-rellenas-de-espinacas-y-queso-feta

Ingredientes

  • 200 gr. de queso feta
  • 400 gr. de espinacas congeladas
  • 1 cebolleta
  • 2 dientes de ajo
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  • Pimienta negra
  • Perejil seco
  • Orégano
  • Pimentón dulce
  • 50 gr. de pan rallado
  • 1 huevo
  • 500 gr. de pechuga de pollo

Elaboración

Se pica finamente las cebolletas, el ajo y el queso feta. En una sartén se pone a pochar la cebolleta con un chorreón de aceite de oliva virgen extra. Cuando se transparente se añade el ajo y, cuando empiecen a coger color, echamos las espinacas. Cuando estas se descongelen, se salpimenta y removemos a fuego lento. Cocinamos todo durante 6 minutos.Fileteamos en forma de sábana las pechugas. Salpimentamos por ambos lados y reservamos.
Apartamos la sartén del fuego y añadimos el queso feta. Removemos para que se integre con las espinacas. Rellenamos con la mezcla las pechugas de forma generosa y las enrollamos para que nos quede un rollito. Para que no se desmoronen, colocamos los rollitos en una bandeja de horno engrasada con aceite de oliva virgen extra. Colocamos la parte abierta bocabajo para que se selle cuando cocinemos.
Pincelamos las pechugas con huevo batido. Cogemos el perejil seco, el orégano y el pimentón dulce y lo mezclamos con el pan rallado. Lo espolvoreamos con cuidado. Horneamos las pechugas a 200ºC con calor arriba y abajo durante 35-40 minutos. Una vez hechas, las acompañamos con una ensalada.

Fuente: Cocinillas